viernes, 2 de octubre de 2015

Examen Toxicológico

El consumo de drogas en México constituye uno de los problemas de salud pública más desafiantes en la actualidad. La edad en que se inicia su consumo tiende a ser más temprana y las consecuencias del consumo se extienden a todos los sectores de la población, provocando un número importante de accidentes graves, incapacidades temporales, discapacidades o muertes, representando para el sector salud un gran gasto público, pero sobre todo, un enorme problema en el día a día de la persona que consume y de aquellos que lo o la rodean.
Examen toxicológico

Se refiere a diversas pruebas para determinar el tipo y la cantidad aproximada de drogas legales e ilegales que una persona ha tomado. El examen toxicológico se hace con mayor frecuencia utilizando una muestra de sangre u orina.

Es importante que una de los requisitos para la contratación del personal, tengan programas para la realización de pruebas de drogas de abuso.

Si el examen se utiliza como análisis para drogas, tiene que hacerse durante cierto período de tiempo después de haber tomado la droga o fármaco o mientras aún se puedan detectar formas de ésta en el cuerpo. Los ejemplos son los siguientes.

La realización de estas pruebas debe ser totalmente sorpresiva, ya que si se conoce la fecha de realización el donante puede acelerar la eliminación de la droga de la orina o el enmascaramiento de ésta al administrarse diferentes medicamentos. Sin embargo, el trabajador debe de ser informado con anticipación que el monitoreo de drogas de abuso es una de las políticas de la empresa.

La detección oportuna en el consumo de drogas, es una herramienta que le ayuda a reducir riesgos de operación, así como en el incremento de la productividad y fortalecimiento de la confianza con sus trabajadores o solicitante de alguna plaza. El objetivo es que usted pueda  saberlo con exactitud, de manera discreta, rápida, sencilla y confiable.

Las clases frecuentes de drogas que pueden detectarse mediante exámenes toxicológicos incluyen las siguientes:
  • Alcohol (incluido el etanol y el metanol)
  • Anfetaminas (tales como Adderall)
  • Barbitúricos
  • Benzodiacepinas
  • Metadona
  • Cocaína
  • Opiáceos (incluida codeína, oxicodona, heroína)
  • Fenciclidina (PCP)
  • Tetrahidrocanabinol (THC)
Forma en que se realiza el examen

El examen toxicológico se hace con mayor frecuencia utilizando una muestra de sangre u orina. Sin embargo, puede efectuarse poco después de la ingestión del medicamento, utilizando los contenidos estomacales, los cuales se obtienen a través de un lavado gástrico o después de vomitar.

Preparación para el examen

No se necesita ninguna preparación especial. Si puede, coméntale al médico qué fármacos, incluso medicamentos de venta libre, ha tomado, incluyendo cuándo y qué tanta cantidad.

Este examen algunas veces es parte de una investigación sobre consumo de drogas o drogadicción. Se pueden requerir consentimientos especiales, manipulación y etiquetado de muestras u otros procedimientos especiales.

Lo que se siente durante el examen

Examen de sangre:

Cuando se inserta la aguja para extraer la sangre, algunas personas sienten un dolor moderado, mientras que otras sólo sienten un pinchazo o sensación de picadura. Posteriormente, puede haber algo de sensación pulsátil.

Examen de orina:

El examen de orina implica únicamente la micción normal y no produce ninguna molestia.

Razones por las que se realiza el examen

Este examen con frecuencia se utiliza en situaciones médicas de emergencia y puede emplearse para evaluar posibles sobredosis o intoxicación accidental o intencional. Asimismo, puede ayudar a determinar la causa de toxicidad aguda por drogas, vigilar la farmacodependencia y determinar la presencia de sustancias en el cuerpo para propósitos médicos o legales.

Otras razones por las cuales se puede llevar a cabo el examen:
  1. Alcoholismo.
  2. Estado de abstinencia de alcohol.
  3. Estado mental alterado.
  4. Nefropatía por analgésicos (intoxicación renal).
  5. Abstinencia alcohólica complicada (delirium tremens).
  6. Delirio.
  7. Demencia.
  8. Control o vigilancia de la drogadicción.
  9. Síndrome de alcoholismo fetal.
  10. Sobredosis intencional.
  11. Convulsiones.
  12. Accidente cerebrovascular secundario a cocaína.
  13. Sospecha de agresión sexual.
  14. Estado inconsciente.
Si el examen se utiliza como tamizaje o análisis para drogas, tiene que hacerse durante cierto período de tiempo después de haber tomado la droga o fármaco o mientras aún se puedan detectar formas de ésta en el cuerpo. Los ejemplos son los siguientes.
  1. Alcohol: 3 a 10 horas
  2. Anfetaminas: 24 a 48 horas
  3. Barbitúricos: hasta 6 semanas
  4. Benzodiazepinas: hasta 6 semanas con un alto nivel de consumo
  5. Cocaína: 2 a 4 días y hasta 10 a 22 días si el consumo es excesivo
  6. Codeína: 1 a 2 días
  7. Heroína: 1 a 2 días
  8. Hidromorfona: 1 a 2 días
  9. Metadona: 2 a 3 días
  10. Morfina: 1 a 2 días
  11. Fenciclidina (PCP): 1 a 8 días
  12. Propoxifeno: 6 a 48 horas
  13. Tetrahidrocannabinol (THC): 6 a 11 semanas con consumo excesivo
Valores normales

Los rangos de los valores normales para medicamentos recetados o de venta libre pueden variar ligeramente entre diferentes laboratorios. Hable con el médico acerca del significado de los resultados específicos de su examen.

Un valor negativo generalmente significa que no se ha detectado presencia de alcohol, medicamentos venta con receta que no hayan sido formulados, ni drogas psicoactivas.

Un análisis o examen toxicológico puede determinar la presencia y nivel (cantidad) de una droga o fármaco en el cuerpo.

Los resultados de las muestras de orina generalmente se reportan como positivos (se encuentra la sustancia) o negativos (no se encuentra ninguna sustancia).

Significado de los resultados anormales

Los niveles elevados de alcohol o fármacos recetados pueden ser un signo de intoxicación o sobredosis intencional o accidental.

La presencia de drogas psicoactivas o fármacos que no le han sido recetados a la persona es indicio de drogadicción.

Riesgos

Las venas y las arterias varían en tamaño de un paciente a otro y de un lado del cuerpo a otro, razón por la cual extraer sangre de algunas personas puede ser más difícil que de otras.

Otros riesgos asociados con la extracción de sangre son leves, pero pueden ser:
  • Sangrado excesivo
  • Desmayo o sensación de mareo
  • Hematoma (acumulación de sangre debajo de la piel)
  • Infección (un riesgo leve cada vez que se presenta ruptura de la piel)
Consideraciones

Las sustancias que se pueden detectar en un análisis o examen toxicológico abarcan:
  • Alcohol (etanol); alcohol "de beber"
  • Anfetaminas
  • Antidepresores
  • Barbitúricos e hipnóticos
  • Benzodiazepinas
  • Cocaína
  • Flunitrazepam (Rohypnol)
  • Gammahidroxibutirato (GHB)
  • Marihuana
  • Narcóticos
  • Analgésicos no narcóticos, incluso paracetamol y antinflamatorios
  • Fenciclidina
  • Fenotiazinas (medicamentos antipsicóticos o tranquilizantes)
  • Medicamentos que requieren receta médica (de cualquier tipo)
La vía de excreción más importante para las drogas y sus metabolitos relacionados es la vía renal, por lo tanto la orina constituye la muestra biológica de elección para la prueba de drogas de abuso.

Nombres alternativos

Examen o análisis de barbitúricos; Examen o análisis de benzodiazepinas; Examen o análisis de anfetaminas; Examen o análisis de analgésicos; Examen o análisis de antidepresores; Examen o análisis de narcóticos; Examen o análisis de fenotiazinas; Examen para drogadicción; Análisis toxicológico; Prueba de alcoholemia

Dado que la prevención es una de las políticas más costo-efectivas ante el problema de las adicciones, se requiere contar con Programas Preventivos basados en modelos con probada efectividad y eficiencia, cuyo objetivo sea disminuir, controlar y/o evitar el consumo de sustancias, y coadyuvar a contender o disminuir sus consecuencias.

Las estrategias contemplan entre otros rubros la aplicación de Pruebas Antidoping como elemento importante para la alerta oportuna y/ o monitoreo del consumo de alguna de las sustancias de mayor consumo en México.

La aplicación de la Prueba Antidoping, es un complemento de las Pláticas, Campañas, Cursos, Talleres y/o Conferencias Preventivas que se realicen, ya que es un instrumento de gran viabilidad que permite visualizar distintos escenarios de gran importancia, que van desde la experimentación, uso, abuso y adicción.

La Prueba Antidoping por sí sola no es la respuesta a un problema de consumo de drogas, pero sí es un componente importante dentro de los Programas de Prevención en los Centros de Trabajo y Escuelas.

Referencias

Tintinalli JE, Kelen GD, Stapczynski JS, Ma OJ, Cline DM. Toxicology and pharmacology. In: Tintinalli JE, Kelen GD, Stapczynski JS, Ma OJ, Cline DM, eds.Emergency Medicine: A Comprehensive Study Guide
www.pruebaantidoping.com.mx/Prueba_Antidoping.html
 McPherson RA, Pincus MR. Toxicology and therapeutic drug monitoring. In: McPherson RA, Pincus MR, eds.Henry's Clinical Diagnosis and Management by Laboratory Methods
 Sachs C, Wheeler M. Examination of the sexual assault victim. In: Roberts JR, Hedges JR, eds.Clinical Procedures in Emergency Medicine

No hay comentarios:

Publicar un comentario